BENEFICIOS DE UTILIZAR JUGUETES ERÓTICOS EN PAREJA

¿Sabías que el 44% de las mujeres entre 18 y 60 años reconoce haber utilizado algún producto o artículo erótico, al menos, una vez en su vida? Si esto los llevamos al terreno de pareja nos encontramos con que un 30% de las mismas verbaliza haberlos utilizado, en alguna ocasión.

Esta es la realidad actual en población española mayor de 18 años, según datos proporcionados por las últimas investigaciones llevadas a cabo por la Universidad de Barcelona. Aunque si bien es cierto que cada vez, incorporamos más este tipo de artículos en nuestros encuentros eróticos, todavía sigue existiendo ciertas resistencias, mitos y falsas creencias asociadas al uso de estas. En este post vamos a hablar acerca de ello: cuáles son los beneficios de usarlos en pareja y qué podemos utilizar, serán solo; algunos de los aspectos que tratemos.  

Qué es un artículo erótico 

Cuando nos hablan de artículos o productos eróticos solemos pensar en vibradores, y aunque si bien es cierto que encontramos multitud de estos, de gran variedad y diversidad en el mercado, actualmente hay muchos otros productos que pueden ayudarnos a vivir y disfrutar de nuestro erotismo y sexualidad de una forma plena y satisfactoria. 

Podríamos decir que entendemos por artículo o producto erótico, cualquier artilugio que pueda ayudarnos a fomentar, descubrir y, desarrollar nuestro erotismo, ampliar nuestra sexualidad y, ayudarnos a disfrutar de una mayor calidad en nuestros encuentros eróticos, tanto individuales como compartidos. Los beneficios que el uso de estos nos ofrece, son múltiples. Veamos algunos de ellos. 

Beneficios de utilizar artículos eróticos 

-- Fomenta el erotismo: Uno de los principales beneficios del uso de productos o artículos eróticos es que nos permite desarrollar nuestra actitud erótica, nuestra capacidad de explorar, sentir y probar cosas nuevas, es decir, nos amplia nuestra visión frente a la vivencia de la sexualidad. 

-- Explota el juego y la seducción en pareja: El uso de productos o artículos compartidos, nos fomenta el juego en pareja, un aspecto esencial que, aunque si bien parece estar muy presente en estadios iniciales de la relación, a veces, con el paso del tiempo se ve mermado. Es importante seguir seduciendo a nuestra pareja, entiendo ésta (la seducción) como un juego donde uno es capaz de explotar su máximo potencial y jugar sus cartas. 

-- Permite descubrir y ampliar los mapas de placer: Los mapas de placer, más comúnmente conocido como zonas erógenas, son aquellas regiones corporales que responden de forma más intensa a la estimulación. Pese a que podríamos decir que hay zonas comunes entre la mayoría de las personas, lo cierto es que cada individuo tiene sus propias zonas de placer, descubrirlas y potenciarlas, forma parte del juego. 

-- Reduce el dolor y mejora nuestros orgasmos: A través del juego y la exploración de incorporar artículos eróticos en nuestros encuentros, favorecemos una mayor calidad e intensidad de nuestros orgasmos que, a su vez, se puede traducir en el caso de la mujer en una reducción significativa de sus procesos dolorosos. Las contracciones que se producen durante el orgasmo liberan endorfinas que actúan como analgésico natural, favoreciendo la reducción de procesos inflamatorios como dolor por endometriosis, menstruaciones dolorosas u otros cuadros que puedan cursar con dolor. 

-- Tonifica nuestros genitales: Este punto guarda relación con el anterior, a mayor actividad sexual, mayor calidad y frecuencia de nuestros orgasmos: lo que, a su vez, ofrece una mayor tonificación genital, en ambos sexos, favoreciendo una mayor intensidad de nuestros orgasmos. 

-- Mejora el vínculo de pareja: El uso de juguetes lleva asociado una mayor percepción de vínculo con nuestra pareja, fomentamos la unión y el trabajo en equipo, aspectos indispensables para crecer juntos. 

-- Mejora la percepción de calidad de nuestros encuentros eróticos: Al innovar, crear y experimentar cosas nuevas, también lleva implícito el que tengamos una mejor percepción de calidad de nuestros encuentros, resultando estos, más satisfactorios. 

-- Sirve como entrenamiento: En determinados cuadros, como eyaculación precoz o anorgasmia, el uso de artículos o productos eróticos pueden servirnos como entrenamiento y trabajo ante la problemática, ayudándonos a hacerles frente y vencerlos.

Como hemos visto, las ventajas que ofrecen son múltiples, aun y así sigue habiendo ciertas resistencias. 

 ¿Nos cuesta incorporarlo en pareja? De acuerdo con los datos presentados al inicio, hemos visto que su uso en pareja es relativamente menor al que se realiza de forma individual. Esto, sobretodo se da en parejas de tipo heterosexual, donde muchos hombres presentan serias resistencias a incorporar artículos, en especial vibradores o dildos, ya que los viven con rivalidad y no como un complemento más dentro de la relación. Ayudar a normalizar y entender esto como un complemento es importante. 

 ¿Son los hombres más reacios al uso de juguetes o artículos eróticos?  En general al hombre le suele costar más incorporar juguetes en sus encuentros, ante la falsa creencia de que en el mercado encontramos más variedad para ellas, cuando la realidad es que los productos actuales están diseñados para ambos sexos, sin distinción en muchos casos de ningún tipo. 

Veamos ahora algunos de los principales artículos que podrían favorecer o ayudarnos en nuestras interacciones compartida. 

Qué artículos eróticos pueden ayudarnos 

-- Feromonas: Las feromonas son sustancias químicas que emitimos de forma natural y sirven para informar al otro acerca de nuestra disponibilidad sexual. En el mercado encontramos diferentes fragancias con alta concentración de estas que nos puede ayudar a fomentarlo y que son de gran utilidad para aspectos como el juego de seducción y cortejo que comentábamos al inicio. 

-- Fetish: Artículos más de tipo fetish como: plumas, cintas de atar, tacones, cueros, esposas y un largo etcétera que nos sirvan para crear un contexto, jugar y favorecer un encuentro, donde innovemos y creemos cosas nuevas. 

-- Velas de masaje: Su cera caliente se vierte en el cuerpo, tiene una textura cremosa y dejan una fragancia exquisita sobre la piel, que nos favorece aspectos como el masaje compartido en pareja y el descubrimiento de nuevas zonas de placer. 

-- Aceites y cremas: En función de los gustos y preferencias de cada uno, podemos escoger entre una base más oleosa o de tipo cremoso para usar en el masaje y los juegos. 

-- Estimulantes: Como su propio nombre indica sirven para estimular, generalmente ofrecen un efecto tipo frio, calor o hormigueo, de mayor o menor intensidad. En general se debe utilizar poca cantidad de producto, no más del tamaño de un guisante y se coloca en zona genital (clítoris y glande, principalmente) punta de la lengua y pezones etc. 

-- Retardantes: Tienen un pequeño efecto analgésico y sirven para retardar la eyaculación, en este caso masculina. Puede ser de gran utilizar para aquellos cuadros de posible eyaculación precoz o donde el hombre, tiene la percepción de poco control ante su eyaculación. 

-- Lubricantes: Nos ayudan o facilitan la lubricación. En el mercado encontramos de distintos tipos en función del gusto y la utilidad que vayamos a darle: los de tipo acuoso (ideales si vamos a usar preservativo o juguetes) de sabores (que suelen ser de base de agua también) y los de silicona que ofrecen una textura más compacta. 

-- Pinza: Artículos en forma de pinza, como los famosos We Vibe, pioneros, u otros productos similares que ofrecen la particularidad de permitir llevarlo colocado a la vez que tenemos sexo con penetración vaginal. La chica introduce una parte en su canal vaginal y la otra le está estimulando el clítoris y a su vez, permite poder tener una penetración mientras lo tienes puesto. Ayuda a intensificar las sensaciones orgásmicas y es uno de los artículos por excelencia más utilizados en pareja. 

-- Huevo y mando: Un pequeño huevo que se introduce vaginalmente y va con un mando con distintos niveles de velocidad que podemos dar a nuestra pareja. Fomenta el juego en pareja y resulta muy divertido. 

-- Arnés + Dildo: Contrariamente a lo que muchas personas puedan creer, se trata de un arnés con un dildo que se utiliza en encuentros tanto de tipo lésbico como en parejas hetero; práctica conocida como Pegging, donde la mujer penetra analmente al hombre. El ano es una zona muy placentera a la estimulación, sobretodo en el caso del hombre, ya que se encuentra su punto G y su estimulación, produce un orgasmo de gran intensidad. Muchos hombres presentan resistencias a ser estimulados analmente ya que asocian de forma errónea esta práctica con el colectivo gay, cuando es un tipo de practica realizada por cualquier persona con independencia de su orientación y muy placentera. 

--Anillas pene: Se colocan en la base del pene y a veces abarcan testículos también, con mayor o menor presión, pueden ofrecer cierto aspecto estrangulador. Ayudan a mantener una erección más firme en algunos casos y algunos de ellos, también llevan incorporado una pequeña balita vibradora que sirve para estimular el clítoris.

--Juguetes anales: Como su nombre indica están específicamente creados para uso anal. Vibradores, dildos, anillas y un largo etcétera.

En DelicatessenX encontrarás un espacio para poder resolver todas tus dudas, te ofrecemos asesoramiento personalizado por nuestro equipo tanto en tus compras como en consultas, tenemos sexóloga para casos más clínicos, y realizamos también, reuniones tuppersex donde poder aprender más, acerca de la juguetería erótica que encontrarás actualmente en el mercado. No temas venir a visitarnos o escribirnos. ¡Te esperamos!